Lilia es una ciudadana cien por ciento queretana, quien nos invita a involucrarnos y participar en la política activamente. Con una trayectoria sobresaliente, Rosa Lilia Morales Carmona es candidata para la diputación local del distrito XIII. El gran reto al que se enfrenta la candidata es preparar un proyecto focalizado a las necesidades de los ciudadanos a los que quiere representar, por la diversidad que compone el Distrito, y así, dar propuestas legislativas y de gestión que impacten en el día a día del ciudadano.

Con una trayectoria sobresaliente, Rosa Lilia Morales Carmona es candidata para la diputación local del distrito XIII. Formada en una familia ‘disciplinada y de tradiciones queretanas’, siempre se maneja bajo la visión de la perseverancia y tenacidad. Nos comparte que, “… a fin de cuentas los valores que construyes desde casa, los proyectas más adelante en cualquier ámbito y espacio”. Su carrera profesional inicia al estudiar la carrera de Administración Turística en la Universidad Contemporánea, obteniendo una beca por ser capitana de su equipo de fútbol.

Con pasión e interés por el servicio, a muy temprana edad, se incorpora a la administración pública para cubrir sus prácticas profesionales . En ese momento, es cuando decide que el servicio al ciudadano es su vocación, eligiendo estudiar una segunda carrera profesional en Derecho, y a su vez, sumando una maestría en Administración y Finanzas a su trayectoria profesional, mismas que continúa cursando convencida de obtener herramientas para servir mejor a Querétaro. Una experiencia relevante en su preparación profesional fue un Diplomado en Economía y Gobiernos de América Latina, en la Universidad de los Andes en Chile. Esto le permite analizar la situación por la que pasa México, que no es nada ajena a lo que otros países en sudamérica experimentan. Sin embargo, allá hay algo importante que en México nos hace falta como ciudadanos, y es que la gente sí protesta y se involucra en los temas políticos y sociales; generando un cambio en la manera en que se abordan los problemas desde el Gobierno.

La licenciada Morales, o Lily, como le gusta que se refieran a ella, desde muy joven se activó en la vida política. Buscando la oportunidad de llevar a cabo un proyecto social que involucra el empoderamiento de la mujer a través del deporte, encontrando las puertas abiertas en el equipo del Licenciado Roberto Loyola, en su momento, Presidente Municipal. De igual manera, se integró a un grupo de jóvenes que se regían por los mismos valores; encabezado por la hoy Diputada Federal María Aleman. En equipo, con este grupo de jóvenes, ha demostrado que se puede hacer política de manera distinta, más humana, mucho más creativa, innovadora e inclusiva; “…sobre todo el tema de la creatividad es algo que los jóvenes podemos imprimirle a la forma de hacer gobierno y política. Somos una generación que creció durante las crisis más importantes y significativas de este país; escuchamos a nuestros padres quejarse de malos gobiernos, de la inseguridad, de la falta de empleo, y de oportunidades. Pero también nos tocó analizar, aceptar y promover nuevos conceptos como la inclusión, la igualdad de género, el cuidado al medio ambiente, y el emprendimiento.”

Lilia nos comparte que, por su formación académica, trabajar en la administración pública no fue una experiencia ajena a ella,
“Algunos de los puntos de la administración pública se pueden analizar como la administración de una empresa. Se debe definir valores, tener una misión y una visión con que regirse, para brindar al cliente, es este caso el ciudadano, un servicio de calidad. Alfinal los dos son servicios y el objetivo es entregar buenos resultados para que tu cliente/ciudadano esté feliz y satisfecho con tu trabajo”

Participando de inicio en el área de Ayuntamiento, su función era brindar atención a la problemática del ciudadano; por ello está convencida de que “creerse la investidura de ciudadano, es más fuerte y potente que cualquier investidura política.”

El gran reto al que se enfrenta la candidata es preparar un proyecto focalizado a las necesidades de los ciudadanos a los que quiere representar, por la diversidad que compone el Distrito. Dar propuestas legislativas y de gestión que impacten en el día a día del ciudadano; “…a todos, absolutamente a todos, como Diputada, se les debe atender y escuchar, para ser la voz que exprese sus necesidades en el Congreso. Una voz que no sea silenciada por género, por favores políticos y mucho menos por dinero, ese es mi compromiso”

“Lo más difícil no va a ser ganar; ganar es lo necesario. Cumplir es el verdadero reto. Y la verdadera satisfacción no vendrá de ganar, va a venir de cumplir y sentir la tranquilidad de haberte preparado para servir con la mejor versión de Lilia.”

El tema que particularmente adolece al distrito XIII es mayoritariamente, la inseguridad. Se necesita puntualmente diseñar un proyecto de seguridad para cada zona. Desde Juriquilla hasta Santa Rosa a Ciudad del Sol, los problemas de seguridad son distintos y la percepción de inseguridad que tiene el ciudadano, son por causas diferentes; así lo comenta la candidata Morales:

“…una ciudad segura tiene varias aristas, pasa por temas tan sencillos como el alumbrado público, la recuperación de espacios deportivos y de recreación; hasta por temas poco visualizados y para los que se necesita destinar mayor recurso como la prevención de las adicciones, la promoción de la cultura, las artes, y el deporte.” Lilia Morales asegura que como Diputada velará, para que el Proyecto Presupuestal de Seguridad no se quede solamente en “comprar más patrullas o contratar más policías, sino que sea integral y con visión de futuro”.

Convencida de que hay que tener una visión de Querétaro a diez años, no a tres años; “…si pensamos en gobernar o legislar a los tres años, nos vamos a seguir equivocando”, afirmando que lo que se haga el día de hoy va a permear en las sociedades del futuro. La exfutbolista, garantiza que el deporte es una herramienta para erradicar muchos problemas de la sociedad. Como deportista, vivió de primera mano, no solo con el fútbol, sino por medio de distintas disciplinas, la oportunidad que el deporte puede llegar a ser, y la forma en la que este empodera a las mujeres en una gran cantidad de países; “…mi experiencia como deportista universitaria, me va a permitir diseñar en materia legislativa un proyecto para que las mujeres deportistas tengan mayores oportunidades para desarrollar su talento.”

Convencida de que esta visión puede impactar de igual manera, el rumbo de las oportunidades educativas de la zona.

Lilia conserva la esperanza de que las mujeres en el deporte sean respetadas, valoradas y que tengan las mismas condiciones que un hombre, cuando deciden ser deportistas. Ya que en el deporte, las oportunidades para los hombres y para las mujeres aún no son iguales, ni justas y todavía hay mucho por hacer; “…el deporte a muy temprana edad empodera a las niñas. Si les garantizamos espacios públicos de calidad, respeto e igualdad para desarrollar su talento, estoy segura que podremos visualizar, en futuras generaciones, mujeres deportistas universitarias o profesionales exitosas.”

La candidata Lilia Morales nos insta, hoy más que nunca a involucrarnos y participar:

“…en Querétaro, visualizo el mismo escenario que debería estar pasando a nivel nacional. La conformación de la Legislatura Local, será fundamental para la toma de decisiones. Para generar un cambio de rumbo urgente que devuelva la paz y la tranquilidad, debemos involucrarnos todos. No podemos permitir que los errores cometidos en el pasado, moldeen el futuro de nuestro Estado. Si decidimos igual, no podremos esperar resultados diferentes.”

Conscientes de que el gobierno tiene la obligación de generar herramientas para que los ciudadanos puedan salir adelante, realicen sus sueños, sus metas y sus anhelos. También hay que tener conciencia de que necesitamos nutrir los valores empezando por la familia. Y esos valores tienen que ver con la participación, ‘enseñarle a nuestros hijos que es importante que se involucren en las decisiones de su comunidad.’. Y de tal manera frenar la apatía política; saber que se puede hacer política de manera distinta. O como recalca la candidata, “No hay fuerza política más poderosa que los ciudadanos unidos para lograr algún objetivo.”