lo

« MARKETING Columna

CREA E INNOVA

BRIGITTE SEUMENICHT MERKATUA

¿POR QUÉ NO VENDES?
Tienes un muy buen producto o servicio, de muy buena calidad, consideras que el precio es justo y has hecho varios esfuerzos de promoción pero…. NO VENDES.

¿Qué puede estar pasando?
¿Qué te hace único y diferente a los demás? Tienes que saber perfectamente cuál es tu punto de diferenciación, ¿en qué eres realmente diferente a los demás? ¿qué ofreces que los otros no tengan? Piensa esto ‘¿Porqué habría un cliente que comprarte a ti y no a tu competencia?’
+ Te convence más allá del 100%: nos encanta comprar cuando el vendedor está convencido de lo que está vendiendo. ¿O acaso no es increíble cuando el comprador te dice que él también lo tiene, lo ha usado, e incluso que lo ama? Esa pasión y convencimiento en lo que vendes se transmite y el comprador se sentirá confiado de estar tomando la decisión correcta.
+ Tu producto o servicio es caro: el precio es uno de los argumentos más utilizados por el cliente para justificar que no procederá a la compra. Ahora bien, veámoslo así, si el precio realmente fuera algo relevante no habría personas pagando un café por 4 dólares ¿cierto? O ¿cuántas veces no hemos pagado algo, aún sin tener el 100% del dinero? Entonces ¿porqué tomamos esas decisiones? bueno, porque sabemos que lo que vamos a adquirir agrega valor, porque nos enamora, porque nos convence, porque la relación precio-valor no solo es justa sino que supera nuestras expectativas.
+ Necesidad y sentido de urgencia: procura hacerle ver a tu cliente cuáles son las necesidades insatisfechas que tu producto o servicio puede cubrir o resolver. Es decir, si tu cliente o comprador no tiene o percibe la necesidad de tu producto no lo va a comprar. Así mismo, si no tiene esa urgencia por comprar o cambiar tampoco serás visible para él. Muchos clientes postergan la compra porque no ven el sentido de urgencia de comprar lo que ofreces ahora. En este sentido, puedes ofrecer ofertas temporales, lanzar productos junto con alguna promoción limitada, etc.
+ Falta de visibilidad y seguimiento: en pocas palabras no te has hecho notar lo su ciente dentro de tu mercado objetivo. Puedes hacer publicidad segmentada en Facebook o Instagram, generar y compartir contenido, hacer alianzas, en fin. Y claro ya que tengas al cliente interesado asegúrate de darle seguimiento, si un cliente ha contactado contigo procura estar al pendiente y comunicarte con él de manera constante.

Benjamín Franklin decía “El que compra lo superfluo, pronto tendrá que vender lo necesario” Yo digo que las ventas son apasionantes pero siempre deben de ir de la mano de una actitud ética, responsable y en pro del bienestar de ambas partes. «


%d bloggers like this: