CUATRO CIÉNEGAS

Pasa el verano en un paraíso en medio del desierto y uno de los grandes santuarios naturales de nuestro país

OASIS DE MÉXICO Este destino es perfecto para tus próximas vacaciones, puedes disfrutar de pozas de agua cristalina, manantiales, lagunas, arroyos y dunas ro- deadas por la sierra coahuilense. Los paisajes son espectaculares y la flora y fauna única en el mundo. Además puedes conocer algunas de las casas vitivinícolas de la zona y recorrer el pueblo

DUNAS DE YESO

Este impresionante sitio de arena blanca de sulfato de calcio abarca 800 hectáreas y es considerado el segundo desierto de yeso más extenso de América. El paisaje que verás será único, pues los arenales están en constante movimiento y van for- mando o destruyendo esculturas naturales de acuerdo a la época del año. Es importante recorrer el lugar con un guía y llevar lentes de sol y protección solar. «

LOS MEZQUITES
Es el balneario favorito de los turistas, tiene una extensión de cuatro kilómetros y ofrece aguas cálidas y cristalinas. Se puede acampar, hacer esnórquel para observar a los peces o rentar un kayac y disfrutar del desierto dentro del agua. La Becerra, El Churince, La Ilusión y El Anteojo son otras de las pozas en donde está permitido nadar. «
POZA AZUL
Ubicada a nueve kilómetros del pueblo, tiene una profundidad de cinco metros y se distingue por sus aguas cristalinas y azul turquesa. Aunque no se permite nadar por ser un área protegida, visitar el lugar será una experiencia extraordinaria, además cuenta con servicios para el turismo como palapas, asadores, plataformas de observación y senderos autoguiados. «

dunas-yeso los-mezquites1